Las dos muertes de Sócrates: novela de Ignacio García-Valiño

The two deaths of SocratesEl escritor Ignacio García-Valiño publica en el año 2003 -con la editorial Alfaguara- la novela Las dos muertes de Sócrates. Esta narración tiene como escenario la Atenas del siglo V a.C. en la era de Pericles. Es una novela policíaca con los personajes reinterpretados en forma real pues parte de hechos históricos. Es una aventura de intriga donde se expone un asesinato y una investigación del crimen.

La narración empieza con la violación de Neóbula, una de las cortesanas de elevado nivel cultural y social más influyentes de la época, por el poderoso Anito. Los acontecimientos se desencadenan con el asesinato de Anito, quien era un instigador de la condena a muerte de Sócrates. El encargado de resolver el crimen será el sofista –persona dedicada a la filosofía- Pródico. A través de este personaje el autor ofrece una visión de la situación política de Atenas, la pérdida del poder de Grecia, la crisis de la democracia de la época y la influencia de Sócrates en ese escenario.

Los sofistas eran más racionales y menos extremistas que Platón o Sócrates, quienes creían que solo existía una verdad. Así que Ignacio Garcia-Valiño argumenta la novela como si fuera contada por los enemigos filosóficos de Sócrates. Para ello el autor no tomó las fuentes de documentación más utilizadas como son Platón o Jenofonte, sino que busca enfocar la historia desde otra perspectiva.

Lo interesante de que la novela parta de personajes reales como Pericles, Aspasia, Pródico, Jenofonte, Aristófanes, Platón y muchos otros es que se le añaden pasiones, sentimientos, conflictos y problemas que aún tienen vigencia en el mundo actual. Todo esto inmerso en enfrentamientos colectivos. Algunas partes de la trama se desarrollan en un burdel donde el sexo es el principal protagonista. Seguida por una exquisita narrativa de novela policíaca.

La publicación transporta a los lectores a un pasado lejano y lo sumerge en los extremos del ser humano: lo mejor y lo peor. Una manera de conocer la historia en forma amena.